La evolución de las redes sociales en la logística


Por: Roy Vital

Para algunos pensar en redes sociales sería asociado al ocio, diversión, chisme y demás “cliches”, pero para mí son una herramienta que pueden ayudar a posicionar una empresa como el asta principal en el mundo virtual denominado internet.

Las redes sociales han emergido como una nueva clave en las modernas ciencias sociales, de las cuales se incluye la sociología, psicología, geografía, ciencias políticas y la comunicación organizacional.

Dicha herramienta, en específico Facebook, desde hace unos cinco años está tomando más fuerza de la habitual, convirtiéndose en la segunda herramienta de búsqueda, luego del monstruo Google. De manera vertiginosa las redes sociales se han convertido en promisorios negocios, principalmente para artistas, marcas, freelance y también para empresas.

Pero… ¿quién es el encargado de ejecutar dicha actividad?, la respuesta: el Social Community Manager.

Esa persona es un profesional especializado de las herramientas 2.0, encargado de gestionar las redes sociales y la comunicación de una marca en internet, en pocas palabras, la voz de la empresa ante los consumidores y la voz de estos ante la empresa.

En la actualidad las empresas se han sumergido en esta herramienta que se creía obsoleta en un inicio para temas de logística; porque si bien sin ella podrían subsistir, ahora las redes sociales están revolucionando el impacto en internet de sus servicios.

Les mencionaré algo muy habitual: cuando un ejecutivo de ventas ofrece los servicios de transporte, aduana y distribución, deja su tarjeta de presentación al cliente, que éste por lo regular las suele extraviar. En una primera instancia el cliente al no encontrarla trata de recordar el nombre de la empresa, pero aún así él quiere más información.

En una segunda instancia lo busca en Google, ejemplo: Palos Garza.

Lo que encuentra en internet es una cuenta verificada en Google, su localización en Google Maps, sus teléfonos, los horarios, opiniones de usuarios y por supuesto la web con su respectivo mapa de sitio, todo esto proporcionado por la herramienta Google Business.

Es allí donde el cliente percibe la primera cara de la empresa en la red, en donde puede corroborar que puede dar el siguiente paso para conocer más sobre la compañía en su sitio web y que además es confiable.

Como tercer paso, el sitio web tiene que ser de acceso fácil y contener más de lo indispensable para que puedan contactarnos y obtener nuestros servicios.

Puedo referirles que tener un sitio web no es suficiente. Las redes sociales hoy en día son la principal entrada para conocer más sobre las empresas. En México existe un alcance del 98.2% sobre las personas que buscan la información desde las redes sociales y de allí se refieren para acceder al sitio web, esto recién arrojado por ComScore, quien se encarga de las audiencias, métricas y la generación de engagement social de las marcas.

Los ranking de las principales redes sociales en México son: Facebook, ShareThis, Lindedin, Twitter, Google Plus, Instagram,etc.

Las compañías de logística deben aprovechar dichas herramientas para promover una buena presencia en la web como: reclutar nuevo personal de logística, seguir a líderes de la industria, tomar acciones (no solamente ver y escuchar), y por supuesto ganar clientes, por mencionarles algunas acciones.

Palos Garza, un líder en el mundo de la logística, está sumergido en la web 2.0 y ha planteado mejoras brechas de comunicación con clientes, personal y la comunidad en general. Nuestra presencia está logrando rebasar barreras y nos ha posicionado dentro y fuera del país. Si ya nos conocían, ahora nos ubican mejor y con más fuerza.

Así que, aún queda mucho por escribir…